Toulouse

La capital de Occitania se extiende a ambos lados del río Garona. Es una de las mayores ciudades de Francia y cuenta con un interesante patrimonio de más de dos mil años de antigüedad. Sus casas de tonos rosas le han valido el sobrenombre de la Ciudad rosa. Esta coloración especial le confiere una atmósfera suave y cálida al mismo tiempo. Es activa y bulliciosa y sus barrios viven a ritmo de los mercados, cubiertos y al aire libre, que rebosan de productos de Midi-Pyrénées, importante región gastronómica del suroeste, productora de vinos, foie gras, quesos, y embutidos, sin olvidar el cassoulet, plato tolosano por excelencia. La flor violeta de Toulouse, delicada y discreta, simboliza la Ciudad rosa. Para tomar un primer contacto relajado con Toulouse, nada mejor que callejear por el centro histórico, pasearse por las orillas del Garona y del Canal du Midi, o pararse en uno de los numerosos bares que abren sus terrazas en las plazas. Déjate seducir por su historia y el encanto de su patrimonio. Su centro histórico se puede recorrer tranquilamente a pie. Los 2.000 años de historia de Toulouse han sembrado la ciudad de un patrimonio muy interesante, representativo del estilo meridional de las diferentes épocas históricas.