Playas de arena fina y mar de aguas cristalinas entreverados con acantilados hasta llegar al cabo de San Vicente, componen el Algarve más conocido. Un paraíso de pueblos pesqueros y pequeñas ensenadas con garantía de sol durante todo el año. Los amantes de la diversión nocturna tienen ofertas para todos los gustos y los practicantes del golf, una de las mayores densidades de campos por kilómetro cuadrado. En el interior, tranquilas villas rurales y montañas de un verde exuberante moteado por el blanco de los almendros en flor. Dos mundos que el viajero puede combinar a su gusto.

 

Como expertos en el destino hemos elaborado una detallada guía en la que encontrarás numerosas recomendaciones, con el objetivo de que puedas disfrutar cada minuto y cada kilómetro de tu viaje. Te entregaremos la Guía de la ruta al reservar tu viaje y, de esta manera, dispondrás de información práctica sobre los mejores lugares que visitar, las actividades más atractivas o los restaurantes que no debes perderte. Nuestro objetivo es que tu experiencia sea inolvidable.

Itinerario de la Ruta

DIA#1y2 Tavira, la ciudad más pintoresca del Algarve#El río Guadiana marca la frontera del sur entre España y Portugal. A menos de una hora de viaje desde Huelva surge Tavira, la ciudad más pintoresca del Algarve. Su proximidad a Marruecos la convirtió en uno de los asentamientos árabes más importantes del sur de Portugal. Prueba de ello es su castillo, un mirador excelente para contemplar el estuario del río Gilão y las típicas casitas de tejados de cuatro aguas. Completan su atractivo arquitectónico treinta y siete iglesias y las grandes mansiones del siglo XVI con balcones de filigrana. A 2 km al suroeste de Tavira se encuentra Ilha de Tavira, un pequeño paraíso natural de mar cristalino y dunas, de once kilómetros de largo, perteneciente al Parque Natural de Ria Formosa, con una inmensa playa ideal para nadar. Muy cerca nos espera Cacela Velha, una pequeña aldea de pescadores llena de encanto, de casas blancas y azules que se erige en un acantilado sobre el mar, y donde podremos degustar delicioso pescado y marisco. Noches en Tavira..
DIA#3 La capital y la reserva natural da ria formosa#Recorrer la franja costera que va desde Tavira a Faro, donde se extiende la reserva natural da Ria Formosa, un rico ecosistema anfibio que comprende 60 kilómetros de costa, es adentrarse en un paraje de excepcional belleza repleto de islotes, dunas y marismas que atraen a una gran variedad de aves. Aquí se cría la mayoría del marisco de Portugal. Esta reserva natural ofrece también magníficas playas y pequeñas villas de mariscadores como Olhao, donde es un placer callejear por su barrio de pescadores, de auténtico sabor portugués y clara influencia morisca, con casas de tejado al estilo árabe y callejuelas tradicionales. Cada mes de agosto Olhao acoge el Festival del Marisco. Pronto se alcanza Faro, la capital del Algarve. Una ciudad con mucho encanto, cuyo precioso casco histórico de calles estrechas y adoquinadas está protegido por un recinto amurallado. En sus calles sin coches, las terrazas invitan a descansar y a degustar su buena gastronomía. Fuera de este perímetro, Faro se descubre un tanto diferente, ya que fue totalmente renovada después del terrible terremoto que la asoló en 1755. Faro es también un perfecto campo base para ir hacia otro de los paraísos de la región: Ilha Deserta, un arenal blanco rodeado por las aguas turquesas y cristalinas de Ria Formosa y del océano Atlántico, ideal para el descanso. Noche en Faro.
DIA#4 Rojo contra azul#Así es la costa de esta parte de Portugal. A lo largo del litoral que va de Faro hasta Portimao, nuestro próximo destino, aparecen altísimos acantilados rojizos recortándose sobre una infinidad de playas de aguas cristalinas, arena fina y clima mediterráneo. En ella se concentra la mayor parte del turismo que acoge el Algarve. Pero antes, conviene desviarnos un poco hasta Almancil para descubrir la muestra más bella de azulejos de la región y a Loulé, típica población del interior del Algarve e importante centro de artesanía. En sus calles se pueden ver a los artesanos tejiendo sombreros, tallando madera o pintando cerámica y azulejos. Los pueblos del interior nos conducen de nuevo a la costa para descubrir la zona más turística del Algarve, que junto a Albufeira forman Quarteira y Vilamoura, los destinos predilectos para todos aquellos que quieren disfrutar de algunas de las mejores playas de la región. ¿Te gustaría nadar entre delfines?, si lo deseas, tendrás la oportunidad única de poder bañarte e interactuar con delfines mulares, una experiencia increíble. Te diremos dónde. Noche en Portimao.
DIA#5 Las playas más bonitas#Si de algo puede presumir Algarve es de playas, más de un centenar bañan sus costas, algunas consideradas entre las más bellas de Europa. En este tramo de la costa, el litoral muestra su alma más marinera. Las playas se alternan con acantilados y los pueblos concentran sus casas arremolinadas en las orillas. Durante el día de hoy podremos acercarnos a algunas de las playas que forman algunos de los rincones más bellos de la costa algarvía, como la espectacular Praia da Marinha, posiblemente la más bella y más famosa, situada en Lagoa; pero también imprescindible es la playa de Algar de Benagil, donde los acantilados esconden una de las cuevas marinas más bellas del mundo, a la que solo se puede acceder por mar y que cuenta con una playa de arena en su interior. En el camino de regreso, se enhebra una encantadora colección de pueblos donde las viviendas de los pescadores parecen jugar con las rocas y el mar. Esta es la sensación que desprende Carvoeiro, donde las casas cuelgan en anfiteatro sobre la playa y las barcas de pesca descansan varadas en la arena, o Ferragudo, con sus casas elevándose sobre el estuario del río Arade. Noche en Portimao.
DIA#6 El fin del mundo#En el extremo de la península, se encuentra la Costa Vicentina, un lugar ideal para disfrutar de excelentes playas, poner en práctica deportes náuticos o para dedicarse a los placeres gastronómicos probando el excelente marisco que ha dado fama a esta región. Desde Lagos, una de las ciudades más bellas del Algarve, inmortalizada en miles de postales, podrás acceder a La Ponta da Piedade, un escenario de grutas marinas, quizás el más bello del Algarve, que podrás recorrer en barca. Desde Lagos a Sagres, todo el litoral está muy bien preservado y es un lugar excepcional para la práctica del surf. Es visita obligada el Promontorio Sacro, donde los acantilados de Sagres caen en picado sobre el océano. En él se encuentra una imponente Rosa dos Ventos de 43m de diámetro. Se dice fue utilizada por Enrique el Navegante, hijo de João I, que sentó las bases para la expansión marítima de Portugal a pesar de que él nunca navegó. Fin de trayecto en Cabo San Vicente, la barbilla de la Península Ibérica, lugar donde en la Edad Media creían que se hallaba el fin del mundo. Referencia en la navegación desde antaño, su faro tiene el mayor alcance de Europa: 95 km. Contemplar el ocaso desde esta esquina de Europa es una experiencia inolvidable. Noche en Portimao.
DIA#7 El jardín del Algarve#La ruta de hoy se adentra en el interior, en la sierra de Monchique, para entrar en contacto con la naturaleza y descubrir el otro Algarve, el Algarve verde. Ese Algarve que late en un entorno de naturaleza con magníficos paisajes; que se adentra en pueblos recónditos donde pervive la historia, las tradiciones y la gastronomía al estilo de antaño; que sube al pico da Fóia -el punto más alto de la región- y permite disfrutar de increíbles panorámicas que llegan hasta el mar; ese mar que a veces salvaje y con olas, busca la playa de Arrifana, en la Costa de San Vicente, como una de las más bonitas. Viajar en coche por El Algarve es una experiencia absoluta para los sentidos. Noche en Portimao.

Elige cuándo quieres viajar y podrás ver el precio de la ruta, con varios tipos de categoría de alojamientos, para que puedas elegir el que más se adapta a tu presupuesto.