El sur de Portugal ha sido destino turístico desde tiempos inmemorables y no es difícil entender el por qué. Soberbias playas, pueblos marineros, gastronomía exquisita, un fresco paisaje interior, localidades llenas de historia y encanto, la posibilidad de bañarse e interactuar con delfines y la oportunidad de disfrutar de un fantástico atardecer desde los acantilados del Cabo de San Vicente, hacen que viajar en coche por El Algarve sea una experiencia absoluta para los sentidos.

 

Como expertos en el destino hemos elaborado una detallada guía en la que encontrarás numerosas recomendaciones, con el objetivo de que puedas disfrutar cada minuto y cada kilómetro de tu viaje. Te entregaremos la Guía de la ruta al reservar tu viaje y, de esta manera, dispondrás de información práctica sobre los mejores lugares que visitar, las actividades más atractivas o los restaurantes que no debes perderte. Nuestro objetivo es que tu experiencia sea inolvidable.

Itinerario de la Ruta

DIA#1 El otro lado del río#El río Guadiana marca la frontera del sur entre España y Portugal. Junto a su desembocadura se encuentra Vila Real de Santo Antonio, primera población lusa por el sureste e inicio de tu viaje en coche por el Algarve. Para empezar te proponemos visitar Castro Marim, una villa por la que han pasado numerosas civilizaciones y que cuenta con un interesante centro histórico y con bellas playas donde podrás relajarte. El itinerario continúa hacia el oeste hasta llegar a Albufeira, donde tendrás la oportunidad de contemplar una de las mejores playas de Portugal: la Praia de Sao Rafael. Noche en Albufeira
DIA#2 Albufeira, el hechizo árabe del sur#Albufeira es una población muy turística y uno de los destinos predilectos para todos aquellos que quieren disfrutar de las mejores playas de la región. Las calles del centro histórico, el antiguo cerro da vila, todavía conservan rasgos pintorescos de su pasado árabe, como sus casitas pintadas de blanco, su olor a jazmín o sus estrechas callejuelas. No hay que perderse el callejón de la Iglesia Vieja, donde existió una antigua mezquita y la primera iglesia del pueblo. En los alrededores vale la pena una visita a la Capela dos Ossos, en Alcantariha; se trata de un lugar mágico, aunque algo lúgubre, decorado con más de mil calaveras.Noche en Albufeira
DIA#3 Rojo contra azul#Así es la costa de esta parte de Portugal. A lo largo del litoral que rodea a Albufeira, aparecen altísimos acantilados rojizos recortándose sobre una infinidad de playas de aguas cristalinas, arena fina y clima mediterráneo. Siguiendo los consejos de nuestra Guía de la ruta podrás llegar a los pueblos más carismáticos y a las playas más hermosas. Quarteira, Vilamoura, Almancil o Loulé son algunos de los destinos que, cuidadosamente, hemos preparado para ti.Noche en Albufeira
DIA#4 De la capital a las marismas#El viaje en coche por el Algarve llega a su capital. Faro, conserva un precioso casco histórico que respira un ambiente de calma atemporal, con sus calles sin coches ni prisas, y animadas terrazas en las que degustar la buena gastronomía del sur, invita a descansar. Tras tu paseo por Faro podrás maravillarte con la extraña belleza de la Reserva Natural da Ría Formosa, la zona de lagunas más extensa de Portugal y un auténtico laberinto donde la naturaleza estalla en absoluto esplendor. La reserva es un humedal repleto de canales, islas, marismas y bancos de arena que se extienden a lo largo de sesenta kilómetros del litoral algarvío, entre las playas de Garrão y Manta Rota.Noche en Albufeira
DIA#5 El Fin del Mundo#En el extremo de la península, se encuentra la Costa Vicentina, un lugar ideal para disfrutar de excelentes playas, poner en práctica deportes náuticos o para dedicarse a los placeres gastronómicos probando el excelente marisco que ha dado fama a esta región. Desde Lagos, una de las ciudades más bellas del Algarve y uno de los enclaves con más historia a la par que un lugar animado, inmortalizado en miles de postales, podrás acceder a La Ponta da Piedade, otro escenario de grutas marinas, quizás el más bello del Algarve, que podrás recorrer en barca. Pequeñas aldeas que parecen perdidas en la noche de los tiempos y una costa cada vez más salvaje, te conducirán hasta Sagres, una población rodeada de playas maravillosas y poco concurridas, y antesala del cabo de San Vicente, la punta más occidental de la Europa continental, conocido como el Fin del Mundo desde la Edad Media. Las puestas de sol aquí son maravillosas. Noche en Albufeira
DIA#6 Nadando con delfines#Hoy te espera un día fantástico para disfrutar con la visita a Zoomarine, un deslumbrante parque oceanográfico de entretenimiento educativo con delfines, focas, tiburones, tortugas, aves acuáticas, caimanes y peces tropicales. En Zoomarine no sólo te quedarás boquiabierto con la excepcional calidad de sus espectáculos, sino que además tendrás la excepcional oportunidad de compartir un baño con delfines.Noche en Albufeira
DIA#7 El Jardín del Algarve# En la sierra de Monchique podrás descubrir el otro Algarve, el Algarve verde, con pueblos con un rico patrimonio natural y cultural y pueblos donde antiquísimas tradiciones siguen vivas. Un lugar ideal para probar una gastronomía basada en la excelente caza de la que presume esta zona o para disfrutar de una buena caminata entre naturaleza y la montaña. Imprescindible ascender los casi mil metros que alcanza el Pico da Fóia, el punto más alto de Algarve, Desde la cima podrás deslumbrarte con espléndidas vistas de los montes verdes, que parecen perderse en la lejanía y flotar sobre la tierra para unirse con las nubes. Como punto final te recomendamos un baño en una de las playas más bonitas del Algarve, la de Arrifana. Noche en Albufeira.{more}Al sur de la desembocadura del río Guadiana, frontera natural entre España y Portugal, aparece Tavira, cuyos muros cargados de historia le otorgan un inusitado carácter romántico. La pintoresca Albufeira invita al visitante a pasear por las callejuelas del Cerro da Vila y a contemplar cómo los pescadores reparan sus redes junto a sus alegres y coloreadas barcas. No muy lejos se encuentra una de las mejores playas de la ruta, la Praia de São Rafael, un oasis de paz en el que el mar se une a curiosas formaciones rocosas y escarpados acantilados. En Faro, la capital de El Algarve, el Arco de Vila es la puerta de una antiquísima ciudad medieval que custodia verdaderas joyas arquitectónicas como la catedral, construida sobre la antigua mezquita. La Reserva Natural de la Ría Formosa, un intrincado laberinto de agua y pequeños islotes, es un paraíso para los amantes de la naturaleza y de los paseos relajantes.La meca de los sufistas se encuentra en las playas de Castelejo, Amado o Bordeira, y la de los aficionados a la historia en Sagres, donde estaba la escuela náutica del infante D. Henrique, de la que salieron los grandes navegantes y descubridores portugueses.Desde el cabo de San Vicente, el punto más occidental de Europa, se ven unas puestas de sol excepcionalmente hermosas. Si has decidido viajar con niños por El Algarve, es muy recomendable acercarse al Zoomarine de Guia, que dispone de un excelente programa de interacción con delfines que incluso permite nadar con estos simpáticos cetáceos. El paso de los árabes por estas tierras está magníficamente preservado en el castillo de Silves desde cuya muralla, coronada por once nobles torres, se vislumbra a vista de pájaro toda la ciudad. Y si te alejas un poco de la costa descubrirás en el interior un exquisito paraje natural conocido como el jardín del Algarve: la sierra de Monchique.

Elige cuándo quieres viajar y podrás ver el precio de la ruta, con varios tipos de categoría de alojamientos, para que puedas elegir el que más se adapta a tu presupuesto.