Nápoles

Nápoles está considerada, por su importancia histórica, como la capital del sur de Italia. Tiene fama de ser una de las ciudades más pintorescas del país, bulliciosa y de costumbres tradicionales. Fue un importante centro de la Magna Grecia, cuyos tesoros se conservan en el Museo Arqueológico Nacional, que además alberga interesantes obras romanas. Nápoles es la tercera ciudad más grande de Italia y, situada frente a la bahía, tiene de todo: un casco viejo lleno de encanto, ruinas romanas, una universidad medieval, un castillo, calles ruidosas por un tráfico alocado y centenares de cafés y restaurantes. Lo mejor es aparcar el coche y caminar, pues así podremos introducirnos en las callejuelas estrechas decoradas con ropa tendida, pequeñas tiendas de comestibles y ultramarinos que exhiben sus productos en el exterior o entre capillas e imágenes en las esquinas. Solo hay que estar alerta de no ser atropellado por los ruidosos motorinos que recorren la ciudad.