Bruselas

Capital de Bélgica y de la Unión Europea, Bruselas es una de las ciudades más cosmopolitas del mundo. Una ciudad mestiza, pero de ambiente tranquilo, con una historia fascinante y un patrimonio abrumador. ¿Cuántas ciudades reúnen tesoros arquitectónicos como la Grand-Place, la mayor colección de René Magritte, edificios art déco y art nouveau o el cosmopolitismo de la Comisión Europea? Sin olvidar el Atomium, la ruta de los murales de cómic, con escenas tan míticas como Las aventuras de Tintín, o el Museo Horta, el arquitecto belga precursor del modernismo y, por supuesto, degustando alguna de las más de 600 variedades de cerveza belga y los míticos pralinés.

Bruselas es una ciudad a la medida del hombre, intrigante y atrayente, todo aderezado con un aire internacional, vivo e ingenioso. Los cafetines, establecimientos típicos belgas, están siempre atiborrados de gente a media tarde. También las calles con mercadillos como el de la Place du Jeu de Balle. La Avenue Louise y la Rue Dansaert son ideales para ir de compras y familiarizarse con el diseño belga. El barrio de Saint Jacques, por otro lado, es el epicentro de la moda más consentida por la capital: el vintage. Al caer la noche, Bruselas revela su personalidad más ociosa con una tentadora oferta de conciertos, clubes y discotecas.

En Bruselas se vive una auténtica pasión por la gastronomía. No hay que dejar la ciudad sin haber saboreado los mejores maestros chocolateros y cerveceros.