Desierto de Tabernas

El desierto de Tabernas, único en Europa, está situado entre la sierra de Los Filabres y la Alhamilla, en la localidad de Tabernas, pueblo donde el desierto tiene su gran y majestuosa presencia. El desierto ha sido inmortalizado en numerosos anuncios publicitarios, vídeo-clips y sobre todo por las añoradas películas del Oeste, cuyos decorados pueden ser visitados de sol a sol, con espectáculos que sin duda te sorprenderán. El desierto de Tabernas está considerado como el único paisaje de tipo desértico de Europa. Se trata de 12.000 hectáreas protegidas que encierran un paisaje sedimentario, con más de 3.000 horas solares y entre 200 y 250 mm de lluvia anuales. Con unas temperaturas que oscilan entre –5 ºC y 48 ºC, los tonos grises de los materiales sedimentarios que conforman sus cárcavas, ramblas y otras formaciones se vuelven ocres casi dorados cuando el sol reposa sobre ellos al atardecer. En el corazón de este aparentemente inhóspito paisaje, nacen aquí y allí oasis de agua salobre que son fuente de vida para aves, reptiles y otras especies de animales que viven y se desarrollan en el desierto de Tabernas. Las ramblas, o cañones del desierto, constituyen el entorno ecológico donde encuentran cobijo numerosas aves, como la curruca cabecinegra o el famoso camachuelo trompetero, que tiene en estos parajes de Almería su único enclave europeo. Estas dos, junto a otro sinfín de especies de aves, han supuesto el nombramiento del desierto de Tabernas como Zona Especial de Protección para la Aves (zona ZEPA).