Parque Natural del Cabo de Gata

El Parque Natural Marítimo-Terrestre del Cabo de Gata-Níjar, antaño refugio de piratas y hoy Reserva de la Biosfera, es un paisaje de roca volcánica, playas vírgenes bañadas por aguas color turquesa y desiertos de cactus y lomas áridas. Se trata del primer parque marítimo-terrestre de Andalucía y el espacio protegido marítimo-terrestre de mayor superficie y relevancia ecológica de todo el mar Mediterráneo occidental europeo. Con una de las franjas costeras de mayor belleza y riqueza ecológica del Mediterráneo y una extensión de 38.000 hectáreas, a las que hay que sumar una franja marina de una milla de anchura (12.000 hectáreas), el parque natural se ha convertido en una de las joyas naturales para el turismo de Almería, de Andalucía y de toda España. El recorrido por el entorno del Parque te llevará a visitar varios pueblos emblemáticos, como son Agua Amarga, Rodalquilar, Los Escullos y San José, convertida hoy en la capital del parque natural, hasta alcanzar el faro del Cabo de Gata, emblema del parque y situado justo en el punto geográfico del cabo de Gata. Las vistas sobre el litoral son verdaderamente espectaculares, especialmente cuando las aguas adquieren las tonalidades que el sol va dejando a su paso antes de morir.