Castelsardo

Desde Porto Torres hasta Castelsardo se extiende el golfo de Asinara, una cenefa de roca y arena bordada de ensenadas agrestes y perfume de maquia, un matorral silvestre mediterráneo. Presidiendo el golfo natural de Asinara se levanta el pueblo medieval y fortificado de Castelsardo, famoso por su artesanía y su pintoresco centro histórico colgado sobre el mar, coronando un promontorio de roca volcánica. Sus calles empinadas ascienden por el cerro hasta el castillo que preside la población, desde el que se tienen unas vistas magníficas. El corazón histórico de este pueblo presenta todas las características morfológicas y arquitectónicas de los conjuntos medievales fortificados. En otros tiempos pueblo de pescadores y de agricultores, Castelsardo basa hoy su desarrollo esencialmente en el turismo y forma parte de la asociación de Los Pueblos más bonitos de Italia. Castelsardo es popular ya desde la Edad Media por su procesión del Lunes Santo, una mezcla de antiguos ritos y de cantos tradicionales. Es también muy conocido como un importante centro para la venta de toda la artesanía típica de Cerdeña. Entre otros productos locales, predominan los famosos tejidos de cestas de fibras vegetales.